Poet's Abbey (Blog de lecturas)


Antígona

La tragedia clásica de Sófocles presenta el conflicto trascendental de Antígona, que se juega su propia vida al obedecer a su conciencia moral antes que a las leyes humanas. 

Su hermano Polínices ha muerto, y su tío, el rey de Tebas, Creonte, prohíbe que le entierren por haber traicionado a la patria. En el mundo griego, el alma de un cuerpo no enterrado estaba condenado a vagar para siempre por la tierra. Por eso, Antígona decide darle sepultura con los ritos, aunque así se rebelaba contra la orden del rey Creonte.

El acto heroico de Antígona, de enterrar a su hermano con dignidad, implica la durísima pena de muerte, la tragedia para su prometido Hemón (hijo del rey Creonte), y la reflexión sobre la prudencia que canta el coro final.

Según George Steiner, en esta obra de teatro se condensan los cinco grandes conflictos : entre hombres y mujeres, entre la ancianidad y la juventud, entre la sociedad y el individuo, entre las leyes humanas y las leyes divinas, y entre el mundo de los vivos y el de los muertos.



ANTÍGONA: ...las leyes no escritas, inmutables, de los dioses: su vigencia no es de hoy ni de ayer, sino de siempre, y nadie sabe cuándo fue que aparecieron.

(...)

CREONTE: ¿Y a ti no te avergüenza, pensar distinto a ellos?

(...)

CORO: ...los mayores golpes (...), con la vejez, enseñan a tener prudencia.


Sófocles, Antígona, 442 a.C.

Comentarios